Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Tal vez

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Tal vez yo voy a envejecer muy rápido, pero lucharé para que el día haya valido la pena.

Tal vez sufra innumerables desilusiones en el transcurso de mi vida, pero haré que ellas pierdan la importancia delante de los gestos de amor que encuentre.

Tal vez yo no tenga la fuerza para realizar todas mis ideas, pero jamás me consideraré un derrotado.

Tal vez en algún instante yo sufra una terrible caida, pero no me quedaré mucho tiempo mirando para el suelo.

Tal vez un día el sol deje de brillar, pero entonces ire a bañarme en la lluvia.

Tal vez un día yo sufra alguna injusticia, pero jamás iré a asumir el papel de víctima.

Tal vez yo tenga que enfrentarme con algunos enemigos, pero tendré la humildad para aceptar las manos que se extendierón hacia mi.

Tal vez en una de esa noches frias yo derrame muchas lágrimas, pero jamás tendré verguenza por ese gesto.

Tal vez yo sea engañado muchas veces, pero no dejaré de creer que en algún lugar alguien merece mi confianza.

Tal vez con el tiempo yo reconozca que cometi muchos errores, pero no desistiré de seguir recorriendo mi camino.

Tal vez con el transcurrir de los años yo pierda grandes amigos, pero aprenderé que aquellos que son mis verdaderos amigos jamás estarán perdidos.

Tal vez algunas personas quieran mi mal, pero yo continuaré plantando las semillas de fraternidad por donde yo pase.

Tal vez yo me quede triste al percibir que no consigo seguir el ritmo de la música, pero entonces haré que la música siga el compás de mis pasos.

Tal vez yo nunca consiga ver un arco iris, pero aprenderé a diseñar uno aunque sea dentro de mi corazón.

Tal vez hoy me sienta débil, pero mañana recomenzaré, aunque sea de manera diferente.

Tal vez yo nunca aprenda todas las lecciones necesarias, pero tendré en la conciencia que las verdaderas enseñanzas ya estan grabadas en mi interior.

Tal vez yo me deprima por no saber la letra de aquella canción, pero estaré feliz con las otras capacidades que sí poseo.

Tal vez no tenga motivos para grandes conmemoraciones, pero no dejaré de alegrarme con las pequeñas conquistas.

Tal vez la voluntad de abandonar todo se torne mi compañera, pero en vez de huir, correré detrás de lo que deseo.

Tal vez yo no sea exactamente quien me gustaria ser, pero pasaré a admirar a quien soy.

Porque al final sabré que asi mismo con incontables dudas, soy capaz de construir una vida mejor. Y si todavía no me convenci de esto, es por que creo en el dicho “todavía no llegó el fin”.

Porque al final no habrá ningún “tal vez” y sí la certeza de que mi vida valió la pena y yo hice lo mejor que podía.

Deja una respuesta

Ayúdanos a continuar Sembrando La Palabra de Dios

Publicaciones que pueden ser de interés para ti

El verdadero culto

Ustedes no saben a quién adoran; pero nosotros sabemos a quién adoramos, pues la salvación viene de los judíos. Pero llega la hora, y es ahora mismo,

Artículo Completo

Dios existe

Un hombre fue a una barbería a cortarse el cabello y recortarse la barba, como es costumbre. En estos casos entabló una amena conversación con la persona

Artículo Completo

Dios cuenta hasta diez

Me fascina cómo Dios utiliza momentos de cada día para mostrarme lecciones espirituales. El otro día sucedió lo siguiente: Estaba en el supermercado, en fila para pagar

Artículo Completo

Quiero volver a ser feliz

Fui criado con principios morales comunes. Cuando niño, los ladrones tenían la apariencia de ladrones y nuestra única preocupación con a la seguridad era que en los

Artículo Completo