Comprometidos a Sembrar La Palabra de Dios

Levítico 7: Las leyes de los sacrificios por el pecado con culpa

Lev 7:31 Y la grosura la hará arder el sacerdote en el altar, mas el pecho será de Aarón y de sus hijos.

Lev 7:32 Y daréis al sacerdote para ser elevada en ofrenda, la espaldilla derecha de vuestros sacrificios de paz.

Lev 7:33 El que de los hijos de Aarón ofreciere la sangre de los sacrificios de paz, y la grosura, recibirá la espaldilla derecha como porción suya.

Lev 7:34 Porque he tomado de los sacrificios de paz de los hijos de Israel el pecho que se mece y la espaldilla elevada en ofrenda, y lo he dado a Aarón el sacerdote y a sus hijos, como estatuto perpetuo para los hijos de Israel.

Lev 7:35 Esta es la porción de Aarón y la porción de sus hijos, de las ofrendas encendidas a Jehová, desde el día que él los consagró para ser sacerdotes de Jehová,

Lev 7:36 la cual mandó Jehová que les diesen, desde el día que él los ungió de entre los hijos de Israel, como estatuto perpetuo en sus generaciones.

La ofrenda que era mecida ante el altar se la llamaba ofrenda mecida. La parte de la ofrenda que los sacerdotes mecían era para ellos. El movimiento hacia y desde el altar simbolizaba la ofrenda de los sacrificios a Dios y su regreso a los sacerdotes. Estas ofrendas ayudaban a sostener a los sacerdotes, quienes cuidaban la casa de Dios. El Nuevo Testamento nos enseña que la gente debe pagar a los ministros que los sirven. Nosotros deberíamos dar con generosidad a aquellos que nos ministran.

Lev 7:37 Esta es la ley del holocausto, de la ofrenda, del sacrificio por el pecado, del sacrificio por la culpa, de las consagraciones y del sacrificio de paz,

El sacrificio de la consagración se refiere a la ofrenda dada en la ceremonia que se llevaba a cabo cuando los sacerdotes eran instalados en su oficio

Lev 7:38 la cual mandó Jehová a Moisés en el monte de Sinaí, el día que mandó a los hijos de Israel que ofreciesen sus ofrendas a Jehová, en el desierto de Sinaí.

Dios dio a su pueblo muchas instrucciones y rituales que tenían que seguir. Todos los rituales en Levítico eran para enseñar al pueblo importantes lecciones. Pero después de un tiempo, el pueblo se volvió indiferente hacia el significado de estos rituales y empezaron a perder contacto con Dios. Cuando parezca que su iglesia lleva a cabo servicios secos, sin significado, trate de redescubrir el significado y propósito originales detrás de cada uno. Su adoración se revitalizará.

Ayúdanos a continuar sembrando La Palbara de Dios

WebDedicado ha sido autorizado a recaudar los fondos para continuar con La Gran Comisión


2 comentarios

Deja tu comentario

Otros artículos de Nuestro Blog

Que pueden ser de interés para ti de acuerdo a tus lecturas previas.