Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Job 34: Segundo Discurso de Elihú

Pastor Lionel

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Job 34:1  Eliú justifica a Dios Además Eliú dijo:

Eliú continúa hablando. él no es un amigo que busca consolar, sino un joven que sabiamente intenta ofrecer una nueva visión del problema, mientras los otros esperan recibir de Dios la respuesta. Aquí defiende el trato justo de Dios y ruega a Job no endurecer su corazón ante el consejo y la disciplina divina.

Job 34:2  «Escuchad, sabios, mis palabras; y vosotros, doctos, prestadme atención. Job 34:3  Porque el oído prueba las palabras, como el paladar saborea lo que uno come.[a]

Job 34:4  Escojamos para nosotros lo que es justo; conozcamos entre nosotros lo que es bueno,

Job 34:5  porque Job ha dicho: “Yo soy justo, pero Dios me ha quitado mi derecho.

Job 34:6  Y ahora ¿habré de mentir contra mi razón? ¡Dolorosa es mi herida, sin haber cometido transgresión!”.[b]

Job 34:7  Pues bien, ¿qué hombre hay como Job, que bebe el escarnio como agua,

Job 34:8  que va en compañía de los inicuos y anda con los hombres malos?

Job 34:9  Porque ha dicho: “De nada le sirve al hombre conformar su voluntad a Dios”.

Job 34:10  »Por tanto, vosotros que sois varones inteligentes, oídme: ¡Lejos esté de Dios la impiedad, del Omnipotente la iniquidad!

Eliú afirmó que Dios nunca peca y nunca es injusto. A lo largo de este libro todos (Elifaz, Bildad, Zofar y Eliú) tenían elementos de verdad en sus discursos. Desafortunadamente, las pizcas de verdad están enterradas bajo capas de conjeturas y conclusiones falsas. Aun cuando tengamos una riqueza de conocimiento bíblico y experiencias de la vida, debemos asegurarnos de que nuestras conclusiones sean coherentes con toda la Palabra de Dios, no sólo con porciones de ella.

Cómo nos afecta el sufrimiento

El sufrimiento es útil cuando:

Nos volvemos a Dios para recibir entendimiento, resistencia y liberación
Hacemos preguntas importantes y quizás no nos tomamos el tiempo para pensar en ellas en una forma rutinaria y normal
Nos prepara para identificarnos con los que sufren y consolarlos
Nos abrimos para que otros que están obedeciendo a Dios nos ayuden
Estamos listos para aprender de un Dios digno de confianza
Nos damos cuenta de que podemos identificarnos con lo que Cristo sufrió en la cruz por nosotros
Nos sensibilizamos por la cantidad de sufrimiento en el mundo

Deja una respuesta

Ayúdanos a continuar Sembrando La Palabra de Dios

Publicaciones que pueden ser de interés para ti

Eres feliz …

En cierta ocasión, durante una elegante recepción de bienvenida al nuevo Director de Marketing de una importante compañía londinense, algunas de las esposas de los

Artículo Completo

El chantaje

Un niño visitaba a sus abuelos en su finca. Le habían dado un tira piedra –una honda por estos lares– para que jugara en el

Artículo Completo

Job 22: Acusaciones de Elifaz

Job 22:1 Acusaciones de Elifaz[a] Respondió Elifaz, el temanita, y dijo: Sólo Elifaz y Bildad participan en este ciclo final. Desestimando el argumento anterior de

Artículo Completo