Job 21:1 Prosperidad y miseria de los malos

Job 21:17 »¡Cuántas veces la lámpara de los impíos es apagada y viene sobre ellos su quebranto, y Dios en su ira les reparte dolores!

Job 21:18 Son como la paja delante del viento, como el tamo que arrebata el torbellino.[e]

Job 21:19 ¡Dios guarda para los hijos de ellos su violencia![f] ¡Él le dará su merecido, para que aprenda![g]

Job 21:20 Verá con sus propios ojos su quebranto y beberá de la ira del Todopoderoso.

Job 21:21 ¿Qué deleite tendrá él de su casa después de sí, cuando se haya cortado la cuenta de sus meses?

Job 21:22 ¿Enseñará alguien a Dios sabiduría, cuando es él quien juzga a los que están elevados?[h]

A pesar de estar confundido por las razones de su sufrimiento, Job afirmó la superioridad de la sabiduría de Dios al preguntar: «¿Enseñará alguien a Dios sabiduría?» La manera en que usted responde a sus luchas personales indica su actitud hacia Dios. En vez de enojarse con Dios, continúe confiando en El, sin importar cuáles sean sus circunstancias. Aun cuando parezca muy difícil de creer, Dios está en control. Debemos comprometernos con El y así no nos resentiremos por el tiempo en que El actúe.

Job 21:23 Uno muere en la plenitud de su vigor, del todo próspero y en paz;

Job 21:24 sus vasijas están llenas de leche y sus huesos rellenos de tuétano.

Job 21:25 Otro, en cambio, muere con el ánimo amargado, sin haber comido jamás con gusto.

Job 21:26 Pero ambos por igual yacerán en el polvo,[i] cubiertos de gusanos.

Job 21:27 »Yo conozco vuestros pensamientos y lo que en vuestra imaginación forjáis contra mí.

Job 21:28 Porque decís: “¿Qué hay de la casa del príncipe y de la morada donde viven los malvados?”.

Job 21:29 ¿No habéis preguntado a los que pasan por el camino? ¿No habéis conocido su respuesta,

Si la gente mala se enriquece a pesar de su pecado, ¿por qué debemos tratar de ser buenos? Puede parecer que los malos pequen y no les pase nada, pero hay un Juez superior y un juicio futuro. El establecimiento final de la justicia no vendrá en esta vida, sino en el más allá. Lo más importante es cómo una persona ve a Dios a través de la prosperidad o la pobreza, y no la pobreza o la prosperidad en sí mismas.

Job 21:30 que el malo es preservado en el día de la destrucción y que estará a salvo en el día de la ira?

Job 21:31 ¿Quién le denunciará en su cara su camino? Por lo que él hizo, ¿quién le dará su merecido?

Job 21:32 ¡Lo llevarán al cementerio y velarán sobre su túmulo!

Job 21:33 Los terrones del valle le serán dulces; en pos de él desfila todo el mundo, y antes de él, una muchedumbre incontable.

Job 21:34 ¡Cuán vano es el consuelo que me dais! Vuestras respuestas son pura falacia».

    Páginas: 1 2

Ayúdanos a continuar Sembrando La Palabra de Dios

WebDedicado ha sido autorizado a recaudar las donaciones para continuar con La gran Comisión.


Deja el primer comentario

  • Saber envejecer

    Una mujer de 92 años era trasladada a una residencia de ancianos, tras un largo tiempo de espera para ser…
  • Metas que enriquecen

    El primer paso hacia el éxito es soñar exactamente lo que queremos en la vida y el negocio. Hagámonos las…
  • Fe y paraguas

    En un pueblito de zona rural, se produjo una larga sequía que amenazaba con dejar en la ruina a todos…
  • La alegría de dar

    Después de admirar una pintura en la casa de una mujer, me sorprendió su generosidad cuando la bajó y me…