Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

El teléfono estaba apagado

Pastor Lionel

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Pablo, llamó a su amigo Andrés y le dijo:

— Necesito dinero, mi madre está enferma, no tengo dinero para los medicamentos».«`

Su amigo respondió:

— «Está bien, mi querido amigo, me llamas después de las actividades del día.

Dicho y hecho, él lo llamó, pero El teléfono estaba apagado.

Intentó llamar repetidas veces a su amigo, hasta que se cansó, y se fue a buscar a otro amigo que pudiera ayudarle, pero no pudo encontrar ningúno. Triste y decepcionado con aquél amigo, que lo abandonó y apagó el teléfono cuando más necesitaba de su apoyo. Se volvió a casa y al llegar encontró una bolsa de medicamentos junto al cojín donde su madre estaba durmiendo.

Le preguntó a su hermano, que le dijo:

— Tu amigo vino y recogió las recetas y trajo esos medicamentos. Se fue, hace tiempo.

Sonrió; con lágrimas en los ojos, salió en busca de su amigo. Cuando lo encontró, le preguntó:

— ¿Dónde has estado? Traté de llamarte , pero tu teléfono estaba apagado?

El amigo respondió:

— Amigo, vendí el teléfono y compré los medicamentos de tu madre.

¿Comprendes lo que es Amistad de verdad?

El Amigo de verdad no cruza los brazos hasta que el otro amigo esté bien. El verdadero Amigo, es un hermano aunque de madre diferente.

La palabra de Dios dice que Job fue bendecido cuando oraba por los amigos.

Hoy es día de bendecir.

  1. Dios te bendiga.
  2. Dios Bendiga tu corazón.
  3. Tu salud.
  4. Tú hogar.
  5. Tu familia.
  6. Tus finanzas.
  7. Tu trabajo.
  8. Tu vida.
  9. Tus proyectos y sueños, en el nombre de Jesús!

Deja una respuesta

Ayúdanos a continuar Sembrando La Palabra de Dios

Publicaciones que pueden ser de interés para ti

Compromiso cristiano

Un hombre que llegó tarde al templo, preguntó al ujier que estaba en la puerta: —¿Ha terminado ya el servicio? —No —respondió el ujier—, se

Artículo Completo

Mi familia ha llegado

¡Mi familia ha llegado! Me vi de pronto acompañado únicamente de mi esposa, sentados a la mesa, los dos solos. En ese instante, no sé

Artículo Completo

Juan 20: Amor alucinado

La madrugada del primer día de la semana, cuando estaba todavía oscuro, María Magdalena fue a la tumba, ¡y vio que estaba quitada la piedra

Artículo Completo