2 de Samuel 13: Amnón y Tamar

2 de Samuel 13:25 El rey respondió a Absalón: –No, hijo mío, no vamos todos, para que no te seamos gravosos. Aunque porfió con él, el rey no quiso ir, pero lo bendijo.

2 de Samuel 13:26 Entonces dijo Absalón: –Pues si no, te ruego que venga con nosotros Amnón, mi hermano. –¿Para qué ha de ir contigo? –le respondió el rey.

2 de Samuel 13:27 Pero como Absalón insistía, dejó ir con él a Amnón y a todos los hijos del rey.[m]

2 de Samuel 13:28 Absalón había dado orden a sus criados diciendo: «Os ruego que miréis cuando el corazón de Amnón esté alegre por el vino; y al decir yo: “Herid a Amnón”, entonces matadlo. No temáis, pues yo os lo he mandado. Esforzaos, pues, y sed valientes».

2 de Samuel 13:29 Los criados de Absalón hicieron con Amnón como Absalón les había mandado. Entonces se levantaron todos los hijos del rey, y montando cada uno en su mula,[n] huyeron.

2 de Samuel 13:30 Aún estaban en camino cuando llegó a David un rumor que decía: «Absalón ha dado muerte a todos los hijos del rey; ninguno de ellos ha quedado».

2 de Samuel 13:31 Levantándose entonces David, rasgó sus vestidos y se echó en tierra; todos los criados que estaban junto a él, también se rasgaron los vestidos.

2 de Samuel 13:32 Pero Jonadab, hijo de Simea, hermano de David, habló y dijo: –No diga mi señor que han dado muerte a todos los jóvenes hijos del rey, pues sólo Amnón ha muerto; porque por mandato de Absalón había sido esto determinado desde el día en que Amnón forzó a su hermana Tamar.

Jonadab es la misma persona que le proporcionó a Amnón el plan para seducir a Tamar.

2 de Samuel 13:33 Por tanto, ahora no haga caso mi señor, el rey, de ese rumor que dice: “Todos los hijos del rey han muerto”, pues solo Amnón ha muerto,

2 de Samuel 13:34 y Absalón ha huido. ntre tanto, alzando sus ojos el joven que estaba de atalaya, miró y vio a mucha gente que venía por el camino que estaba a sus espaldas,[ñ] del lado del monte.

2 de Samuel 13:35 Entonces dijo Jonadab al rey: –Son los hijos del rey, que vienen; tal como tu siervo había dicho.

2 de Samuel 13:36 Cuando acabó de hablar, llegaron los hijos del rey, y alzando su voz lloraron. También el mismo rey y todos sus siervos lloraron con muy grandes lamentos.

2 de Samuel 13:37 Pero Absalón huyó y fue a refugiarse junto a Talmai hijo de Amiud, rey de Gesur.[o] Y David lloraba por su hijo todos los días.

Talmai : Abuelo materno de Absalón.

2 de Samuel 13:38 Así huyó Absalón, se fue junto a Gesur y estuvo allá tres años.

2 de Samuel 13:39 Y el rey David deseaba ver a Absalón, pues ya se había consolado de la muerte de Amnón.

Ayúdanos a continuar Sembrando La Palabra de Dios

WebDedicado ha sido autorizado a recaudar las donaciones para continuar con La gran Comisión.


Deja el primer comentario