Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Pro 13: El hijo sabio recibe el consejo del padre

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Proverbios 13:1 El hijo sabio recibe el consejo del padre, pero el insolente no escucha las reprensiones.[a]

Proverbios 13:2 Del fruto de su boca el hombre comerá el bien, pero el alma de los prevaricadores hallará el mal.[b]

Proverbios 13:3 El que guarda su boca guarda su vida,[c] pero el que mucho abre sus labios acaba en desastre.[d]

Usted no está graduado en dominio propio si aún no controla lo que dice. Las palabras pueden herir y destruir. Santiago reconoció esta verdad cuando declaró: «La lengua es un miembro pequeño, pero se jacta de grandes cosas. He aquí, ¡cuán grande bosque enciende un pequeño fuego!». Si usted desea tener dominio propio, comience con su lengua. Deténgase y piense antes de reaccionar o hablar. Si logra controlar este miembro diminuto pero poderoso, puede controlar el resto de su cuerpo.

Proverbios 13:4 El perezoso desea y nada alcanza,[e] mas los diligentes serán prosperados.

Proverbios 13:5 El justo aborrece la palabra mentirosa; el malvado se hace odioso e infame.

Proverbios 13:6 La justicia protege al perfecto de camino, pero la impiedad trastorna al pecador.[f]

Viviendo en justicia es como asegurar la vida. Cada vez que hacemos el bien se pone en marcha otras oportunidades que son para bien. Las decisiones para hacer el mal siguen el mismo patrón, pero en dirección opuesta. Cada decisión que toma en obediencia a la Palabra de Dios traerá un gran sentido del orden a su vida, mientras que cada decisión que tome en desobediencia traerá confusión y destrucción. Las decisiones que tome reflejarán su integridad. La obediencia produce la mayor seguridad y protección.

Proverbios 13:7 Hay quienes presumen de ricos y no tienen nada, y hay quienes pasan por pobres y tienen muchas riquezas.[g]

La tacañería es contraproducente; la generosidad enriquece, de una u otra forma.

Proverbios 13:8 Las riquezas de un hombre pueden ser el rescate de su vida, pero el pobre no escucha amenazas.[h]

Proverbios 13:9 La luz de los justos brilla alegremente, pero se apagará la lámpara de los malvados.[i]

Proverbios 13:10 Ciertamente la soberbia produce discordia, pero con los prudentes está la sabiduría.[j]

«Estaba equivocado» o «Necesito consejo» son frases difíciles de expresar porque requieren humildad. La soberbia es un ingrediente presente en todas las peleas. Incrementa el conflicto y divide a la gente. La humildad, por el contrario, sana. Cuídese de la soberbia. Si se ve a menudo enredado en discusiones, examine si hay soberbia en su vida. Sea receptivo a los consejos de los demás, pida ayuda cuando la necesite y esté dispuesto a admitir sus faltas.

Proverbios 13:11 Las riquezas de vanidad disminuyen;[k] el que recoge con mano laboriosa las aumenta.

Proverbios 13:12 La esperanza que se demora es tormento del corazón; árbol de vida es el deseo cumplido.[l]

Proverbios 13:13 El que menosprecia el precepto se perderá; el que teme el mandamiento será recompensado.[m]

Dios nos creó, nos conoce y nos ama. Entonces, solo tiene sentido escuchar sus instrucciones y hacer lo que El dice. La Biblia es su Palabra infalible para nosotros. Es como el manual del propietario de un automóvil. Si obedece las instrucciones de Dios, «avanzará bien» y descubrirá su poder para la vida. Si las pasa por alto, tendrá inconvenientes, accidentes y fracasos.

Deja una respuesta

Ayúdanos a continuar Sembrando La Palabra de Dios

Publicaciones que pueden ser de interés para ti

No me acuerdo

Una vez un ministro muy querido llevó un secreto, enterrado por mucho tiempo en lo profundo de su corazón, el peso de un pecado. Él había cometido

Artículo Completo

Androcles y El León

Un esclavo llamado Androcles tuvo la oportunidad de escapar un día y corrió hacia la foresta. Y mientras caminaba sin rumbo llegó a donde yacía un león,

Artículo Completo

Campo del amor fraterno

Un padre dejó como herencia a sus hijos un campo de trigo. Los dos hermanos se dividieron el campo en partes iguales. Uno era rico y soltero,

Artículo Completo